Togüí (Boyacá), 1937 - Madrid (España), 1983

Estudios

1955 -1959 Escuela de Bellas Artes de la Universidad Nacional de Bogotá.
1962 Escuela Nacional Superior de Bellas Artes de París.
1964 - 1965 Universidad de Sugar, Karnatak y Mysore en la India.
1965 Escuela de Bellas Artes de Madrás, India.

Exposiciones

1958 Festival Folclórico de Ibagué, Mención de Honor.
1959 I Bienal de Las Cruces, Bogotá.
1960 Sociedad Económica de Amigos del País, Bogotá (Individual). Presentó 10 esculturas en piedra y granito.
1961 Biblioteca Luis Ángel Arango, Bogotá (Colectiva). Con María Teresa Negreiros.
XIII Salón Anual de Artistas Colombianos. Presentó la escultura en granito sintético titulada: Ronda de Alas. Primer Festival de Arte, Cali (Mención).
1965 Nueva Delhi, India.
1966 Bula Bah Institut de Bombay, India (Dibujos).
1970 Galería Belarca, Bogotá. Arte Erótico (Colectiva).
1970 Jurado de Admisión del XXI Salón de Artistas Colombianos.
1974 Galería Living Art, Caracas (Individual).
1974 Biblioteca Nacional, Sala Gregorio Vásquez , Bogotá. Galería el Parque, Medellín.
1975 XIII Concurso Internacional de Dibujo Joan Miró, Barcelona, España. Dibujantes Colombianos, Museo de Arte Moderno, Universidad Nacional, Bogotá.
1976 XI Conferencia Internacional de Escultura, Nueva Orleans, Luisiana, Estados Unidos.
1977 Casa de las Américas, Cuba. Casa Negra, Bogotá. Galería Buchholz, Bogotá, La Mujer en el Arte.

Docencia

1960 -1961
Profesor de Escultura, Conservatorio de Cali.
1962 Profesor de Escultura, Escuela de Bellas Artes de Bogotá.
1969 Profesor de la Universidad Nacional en Bogotá.


Desde su traslado a Europa, donde vivió hasta 1983, dedicó su vida a los viajes por todo el viejo continente, la pintura como diario ritual y la práctica de la tertulia cultural con sus más cercanos amigos. En 1983, cuando regresaba a Colombia después de muchos años de ausencia, para cumplir con un compromiso de retorno adquirido con la Universidad Nacional, falleció en un accidente aéreo en el aeropuerto de Madrid. En el vuelo murieron también destacados artistas e intelectuales latinoamericanos. Jairo Téllez, otro pintor tan meritorio como olvidado, y la crítica de arte Marta Traba, entre otros pasajeros hacia el adiós.
Toda la obra de Tiberio venía con él. Toda, también, murió con él. Hasta ahora, nadie en Colombia le ha rendido el homenaje que su dimensión artística y su condición humana ameritan en justicia.

Bibliografía

Eugenio Barney Cabrera: "Tiberio Vanegas". Nota del Catálogo de la Exposición de la Biblioteca Luis Ángel Arango. Bogotá, 14-29 de Noviembre de 1961.
Marta Traba: "La Edad de Piedra". Revista Semana, Nº 718. Bogotá, Octubre 6 de 1960.

 
 
Volver a Artistas
Volve a Artistas V
 
 
      Parezco un muñeco, no soy muy importante por mi valor estético, soy muy importante por mi valor histórico pues fui el primer soldado de la patria realizado en fibra de vidrio por el maestro boyacense Tiberio Vanegas, en 1972. Soy un homenaje a los militares varones que tanto placer hemos dado a muchos artistas gay.

Cuando algúnos investigadores estudien el arte de mal gusto producido en Colombia, más conocido como arte kitsch, Tiberio Vanegas y yo seremos los primeros eslabones de una larga cadena de alumnos y seguidores.

Como Tiberio ya murió, en el mismo accidente en que murieron Marta Traba y muchos intelectuales americanos, tendrán que venir a mí, y con mucho gusto los atenderé con mis encantos.

Las nenas me llaman el bello descoyuntador. Farmíneda de las Pléyades, una extraterrestre loca de atar, en sus textos sobre los mitos psicóticos, me describe así:
“Avivato vividor de mujeres lúbricas. Es un producto cuatriétnico por excelencia: inteligencia de indio, facciones de blanco, cuerpo de negro y dotación de burro.

Masca coca y en las fiestas novembrinas se transforma en edecán de reinas con quienes desfila desnudo en público rompiendo con todas las reglas.

Un penestuche de oro con incrustaciones de esmeraldas cubre su tesoro. Cuando abre el broche de diamantes y lo desenmascara, un ¡Ooooh! de admiración se escucha entre las reinas.”

Gracias

 

Exhibiciones

Art & Eros Festival 2008. MaReA en MAC, Bogotá, 2008.

City & Sex, Feria de la Sexualidad. Bogotá, 2006.

I Bienal de Amor & Éxtasis. Bogotá, 2000.

Publicaciones

Porta del catálogo del Taller de Arte Big-Bang, 1994.

   
 

 
   
 

Soy un ejecutivo
que represento
a los funcionarios decentes y pacatos que tienen cabeza
pero no cerebro ni espíritu erótico,
a los que están enfermos del espíritu,
a los que están a la última moda,
a los que no tienen ideas propias,
a los imitadores,
a los copistas,
a los verborrientos,
a los que no apoyan
al MaReA.

   

El ejecutivo, 1972.
Resina poliésterica sobre ropa
Tamaño natural

Exhibiciones

Art & Eros Festival 2008. MaReA en MAC, Bogotá, 2008.

City & Sex, Feria de la Sexualidad.
Bogotá, 2006.

   
 
 
Recordar a Tiberio

Por Ignacio Ramírez
Director de Cronopios

En París, durante los últimos años de su vida, en un diminuto apartamento cercano a la estación del metro Alessia, pasaba los días y las noches pintando con la escuálida luz que una diminuta y única ventana permitía acceder al estrecho espacio de su taller, que era también vivienda y tertulia de sus más entrañables amigos, que en él encontraban a un ser lúcido, culto, brillante y cálido, lo mismo que al anfitrión atento y al ser humano vibrante y lleno de ganas de vivir.

Cuando regresaba a Colombia, fines de 1983, para cumplir con un compromiso académico establecido con la Universidad Nacional, murió en el siniestro aéreo de Barajas, aeropuerto de Madrid, en el mismo episodio extraño en el que igual se fueron su notable colega y compatriota Jairo Téllez e irónicamente, también, la llamada Papisa Marta Traba, la más polémica crítica de arte que pasó por la historia del siglo XX colombiano, el crítico literario Ángel Rama, el escritor Manuel Escorza y otras figuras de la intelectualidad latinoamericana, a veces distanciadas por las convenciones pueriles de la vida, pero esa medianoche unidas para siempre por el llamado misterioso de la muerte.

Tiberio, siempre conversador, siempre dispuesto a comentar sus experiencias artísticas y a confirmar sus conceptos sobre el mundo contemporáneo, según cuentan quienes le vieron por última vez en París, había entrado en un extraño mutismo que todos interpretaron como el trance de quien va  a cambiar de mundo. Nadie supo si operaba en él la premonición de quienes tienen cita con el misterio. Quizás fue el más silencioso de los pasajeros del Olafo.

Tiberio se hizo Maestro en la Escuela de Bellas Artes de la Universidad Nacional de Bogotá y refrendó ese privilegio en la Escuela Nacional Superior de Bellas Artes de París.

Navegó, voló y anduvo los mares, el aire y los caminos infinitos de la escultura; como dibujante se regodeó en la seducción de la línea, el sorprendente hallazgo de la forma; como pintor se sumergió en el universo del color, la obsesión temática de observar los actos cotidianos de los seres humanos, el reto ante las formas y el trazado de línea fronteriza entre la realidad y la fantasía, de las cuales fue siempre un lúcido y un lúdico habitante. Como profesor y director del Área de Escultura de la Universidad Nacional en Bogotá, construyó un puente entre su sabiduría de observador y analista de la estética y la sed de conocimientos y de polémica latiente en la inquietud de sus alumnos.

El Salón de Pintores del Primer Festival Cultural Colombiano en Milán, Italia, en octubre del año 2000, se hizo en su honor y en Bogotá hace algunos años varios de sus colegas evocaron su figura y su talento, pero si analizamos bien las cosas, el fariseo mundillo de la cultura gubernamental no ha oficiado la justicia que le debe a alguien que como él, iluminado y guerrero, formó parte de un período definitivo e importante del arte nacional... Quienes disfrutamos del privilegio de ser sus amigos le recordamos y le queremos siempre, porque en la vida y en la obra de Tiberio Vanegas se encuentra un digno ejemplo de cómo el arte y el mensaje de sus creadores permanecen por encima del tiempo, más allá de la ausencia.

Libros - Frases Célebres - Virgenes - Poesía - Nadaísmo - El Comic Manga - Artes visuales. Los 50 de la Memoria - Erotismo Prehispánico - El Erotismo del yo
Erotismo y Nociones de Cuerpo - Homenaje al Museo Arte Erótico Americano MaReA y Fernando Guinard - Art & Eros Festival, 2008 - Feria de la Sexualidad
MaReA en Quito - Tiempo de Amor y Erotismo - Fiesta de Eros - Homenaje a Ángel Loochkartt - Bienal de Amor & Éxtasis